Juanito, Pico y Pique, las mascotas de los Mundiales en México

Por Armando Enríquez Vázquez
Twitter:
@cernicalo

Dos Mundiales de futbol soccer se han jugado en tierras mexicanas en ellos han existido tres mascotas, dos oficiales y una colada por la mano de Guillermo Cañedo.

En 1966 durante el Campeonato Mundial de Futbol Soccer celebrado en Inglaterra inició la costumbre de tener una mascota para celebrar la contienda. Lo que ha resultado en un éxito de marketing de la contienda futbolística. Ese año la mascota fue un león que vestía como una camiseta con el Union Jack, la bandera de Inglaterra. Su nombre fue World Cup Willie. Willie, quien incluso tenía su canción, fue la creación de ilustrador de literatura infantil de nombre Reg Hoye, quien se inspiró en su hijo Leo para crear al carismático personaje.

Este éxito llevo desde entonces a los organizadores de los diferentes campeonatos mundiales de futbol soccer a crear una mascota diferente para cada uno de los eventos. Un anfitrión del país sede. Cuando la competencia se llevó a cabo en nuestro país se crearon dos mascotas oficiales diferentes; una para 1970 y otra para el torneo de 1986. Pero por ahí, y para no variar la costumbre apareció una tercera, diseñada por un amigo de uno de los organizadores.

La primera vez que se realizó el Campeonato Mundial de Futbol en México fue en 1970, dos años después de celebrados los Juegos Olímpicos de la Ciudad de México. Como creador de la mascota oficial del mundial se escogió a Lance Wyman, un diseñador norteamericano que llevaba ya varios años trabajando en nuestro país y al que se debía mucha de la imagen corporativa de las Olimpiadas de 1968, así como el logotipo del Sistema de Transporte Colectivo Metro y las identificaciones de muchas de las estaciones de las primeras líneas del mismo. Wyman es, además, el creador del logotipo de varias empresas privadas nacionales entre las que sobresalen el Hotel Camino Real, Hylsa y La tienda de abarrotes De Todo.

Wyman trabajó y diseñó a la mascota oficial para el mundial de futbol de 1970. Su nombre Pico. Era un águila muy desenfadad de actitud que portaba el uniforme de la selección nacional. Pico era la mascota del mundial, y toda la publicidad y papelería oficial referente al mundial se diseñó teniendo a Pico como mascota del evento. Un balón de futbol que se partía como un huevo daba origen a Pico, pero entonces sucedió, como suele pasar en los eventos de la televisión mexicana, la intervención de una mano negra.

70 Pico

 

Guillermo Cañedo, presidente en ese entonces de la FMF y del comité organizador de la copa del mundo 1970, introdujo un nuevo personaje que el entonces presidente del Equipo Atlante, un hombre llamado Fernando González y al que se le conocía con el apodo de Fernandón, le presentó a Cañedo. El diseño lo realizó un joven publicista, que trabajaba en la agencia de publicidad de Fernandón. Se trataba de un niño rechoncho y chapeado con sombrero de paja: era Juanito 70, el autor del personaje se llamaba Juan González Martínez, quien para que todo quedara en familia había trabajado en Televicentro. Cañedo entonces decidió que la mascota oficial de la federación fuera este personaje y lo metió en todas las imágenes transmitidas por la televisión.

70_juanito

Los dos personajes fueron mascotas del mundial, claro que la historia escrita por Televisa y la Federación Mexicana de Futbol, han decidido olvidar a Pico.

Cada quien tendrá su favorito y todos identificamos el mundial de 70 con Juanito, antes que con Pico el cual permanece desconocido. Pero la verdad es que la imagen del niño con la camiseta que le queda chica y el sombrero con el que tanto nos identifican los gringos a mí siempre me ha parecido maniquea y chabacana por decir los menos. El águila Pico por lo menos parece más acorde a los tiempos de los Hippies y la era de acuario, y distante de los melodramas campiranos que ya en esos años estaban fuera de lugar para la mayoría de los mexicanos que vivíamos en las ciudades.

En 1986, ante la incapacidad de entrega de las instalaciones por parte de la Federación Colombiana de Futbol, México fue elegido para llevar a cabo el campeonato mundial. Televisa, principal promotor del mundial en nuestro país junto con  la FMF supuestamente convocaron, entonces, a un concurso a nivel nacional para elegir a la mascota. Nunca se dio a conocer el nombre del diseñador o diseñadores de la propuesta ganadora, como tampoco alguna de las otras propuestas o diseños concursantes. Lo que hasta la fecha se ha prestado a suspicacias, pues se rumora que el diseñador de la mascota era una persona allegada a los altos miembros de la federación.

86 Pique

 

El diseño ganador resultó una vez más un personaje con el estereotipado sombrero gigantesco pero en esta ocasión en lugar de un niño, o un hombre el personaje que vestía el uniforme de la selección nacional era un chile j  alapeño con un enorme bigote llamado Pique. Pique y el hecho de que fuera un chile se prestó como recuerdo a una innumerable cantidad de albures y denostaciones de la mascota que al parecer nunca pasaron por la cabeza del ingenuo diseñador. Simplemente algunas recuerdo pintas en las bardas de la ciudad de México haciendo notar el gusto de algunos de los cronistas deportivos de Televisa por Pique.

Pique, al igual que Willie veinte años antes, tuvo una canción y como dato curioso un hombre de nombre Isidro Cuara, decidió hacerse un traje de Pique, para personificar a la mascota, claro como una iniciativa propia y no de la FMF. El esfuerzo de este hombre por supuesto que fue relegado.

Acerca del autor: Armando Enríquez Vázquez (141 Posts)

Productor de Televisión desde 1986. Estudió cine en el CCC. Ha sido colaborador de diarios como El Economista, Punto y Aparte de Xalapa, Ver. Tiene cuatro libros publicados.


One Response to Juanito, Pico y Pique, las mascotas de los Mundiales en México

  1. […] Hace algunos meses escribí sobre la mascota desconocida del Campeonato Mundial de Futbol Soccer México 1970: Pico, y sobre Lance Wyman el hombre que lo creó junto con identidad de dicho campeonato de futbol s…. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *