Tanqueray, la marca que nació en Londres y cuyo mercado está en Estados Unidos

Por Armando Enríquez V.
Twitter: @cernicalo

La historia de esta ginebra es la de una migración planeada, nacida en Londres y que por estrategia se decidió que se vendiera en Estados Unidos para no competir entre hermanos. 

El enebro y las bayas que son su fruto son conocidas por los seres humanos desde la antigüedad. Los romanos lo utilizaban de manera medicinal. Un médico romano llamado Dioscórides escribió un texto titulado De materia medica que fue muy popular y utilizado por diferentes médicos a lo largo de 1000 años. En su texto Dioscórides menciona la utilización de bayas de enebro para curar enfermedades respiratorias, en otro tipo de mezcla resultaba un buen anticonceptivo y quemadas junto con las ramas del árbol el humo ayudaba contra el veneno de las víboras, por lo que durante la Edad Media se quemaban las bayas y ramas del enebro para combatir La Plaga y se recomendaba a los médicos llevar ramas de enebro y bayas en sus mascaras durante las grandes epidemias.

Fueron los holandeses quienes comenzaron a destilar un licor con vino de malta y bayas de enebro, que suavizaban el sabor de la malta, poco a poco la ginebra nació y los ingleses gracias a Guillermo III que era holandés se hicieron adeptos a la bebida. Los holandeses llamaron a esta bebida Genever, los ingleses terminaron por referirse a la bebida como Gin y alguno de los historiadores de la bebida con cierto sentido del humor dice que el monosílabo es resultado de la ingesta en demasía del licor que impedía a los bebedores el decir aquella palabra extranjera de manera completa.

La historia de Tanqueray, una de las ginebras clásicas inglesas se remonta al año de 1830 cuando Charles Tanqueray y su hermano Edward compraron una destilería. Charles Tanqueray nació en 1810, su padre y su abuelo fueron clérigos, Charles decidió convertirse en un hombre de negocios y dedicarse a destilar ginebra. Estudió a los principales destiladores de la bebida y decidió crear una ginebra mucho mejor que la fabricada en las destilerías de Alexander Gordon y la de la familia Booth que sobrevivió hasta finales del siglo XX, que eran las dos más importantes.

Cuatro ingredientes principales forman parte de la ginebra de Tanqueray desde hace casi doscientos años; Bayas de enebro, raíz de angélica, semillas de cilantro y orozuz. La ginebra fue una bebida llena de controversias durante el siglo XVIII, a veces por la forma adulterada y sencilla con la que se producía lo que provocó no pocas muertes y casos de locura entre los consumidores y que realmente convirtió a la ginebra en un problema de salud pública. La ginebra llegó a convertirse en la bebida alcohólica más consumida en el Reino Unido, más incluso que la cerveza, todo gracias a su precio y la poca legislación en su proceso.

Entre las aportaciones de Tanqueray en la destilación de la bebida está el ser uno de los introductores de la destilación en torres, además de utilizar una doble destilación, lo que aseguró una bebida mucho más pura, menos contaminada y confiable para el consumidor.

Edward murió unos pocos años después de iniciada la operación de la destilería. Charles se quedó con el control total de la destilería. En 1865 muerió Charles Tanqueray, su hijo Charles Waugh Tanqueray, esperó dos años a 1867 para tomar las riendas de la empresa, tiempo que utilizó para convertirse en un experto en la destilación y la producción de la ginebra. La gran competencia que existía en Inglaterra a finales del siglo XIX entre los productores de ginebra llevo a Chales Waugh a pensar que la mejor forma de sobrevivir de Tanqueray era aliarse a la otra gran marca de Ginebra; Gordon´s, creada por Alexander Gordon quien era la competencia contra la que inició su padre, en 1769.

Con la fortaleza de la alianza también se implementó una estrategia para atacar el mercado mundial y mientras Gordon’s acaparó el mercado del Reino Unido, se acordó que Tanqueray sería la marca para conquistar el mercado de Estados Unidos, producida en Inglaterra Tanqueray se comenzó a exportar a Estados Unidos donde rápidamente se posicionó.

Durante los años de la prohibición Tanqueray experimentó un nuevo auge en ventas. La gente quería beber a pesar de la prohibición y Tanqueray exportaba su ginebra a lugares cercanos a Estados Unidos desde donde la ginebra era ilegalmente transportada al país de la Ley Seca. La marca de ginebra inglesa combatió esta ley antes de su implementación aportando miles de dólares a las campañas de lobbying entre los congresistas norteamericanos. Otras leyendas más oscuras hablan de como la marca misma se encargaba de hacer llegar las cajas con botellas de la ginebra a la costa atlántica de Estados Unidos en balsas inflables.

Al finalizar la Prohibición Tanqueray gozó aun de más fama, una de las leyendas acerca del final de la ley, pone a Tanqueray como el personaje principal al interior de la Casa Blanca donde se celebró la libertad de beber alcohol de nuevo con la ginebra inglesa.

Tanqueray no corrió con tan buena suerte durante la II Guerra Mundial, la destilería fue destruida en 1941 por un bombardeo alemán, sólo un alambique sobrevivió y este se conserva en las instalaciones de la destilería de Tanqueray, cariñosamente se le llama “Old Tom”. La destilería cambió de locación en dos ocasiones y actualmente se encuentra en Escocia en el poblado de Cameron Bridge desde donde se distribuye a todo el mundo.

La botella verde tradicional de la marca hizo su aparición a finales de la década de los cuarenta, tras la apertura de la nueva destilería de la marca. La botella es una copia de una coctelera y relaciona a la bebida con la forma más común de tomarla en diferentes mezclas. En especial el tradicional Martini.

La “T” del sello rojo de la botella se dice que es la firma original de Charles Tanqueray, quien en sus días supervisaba cada botella de la ginebra y la lacraba con su firma avalando la calidad del producto embotellado. El ocasional escudo de armas con una piña cruzada por dos hachas supuestamente significa la opulencia victoriana que representada por la exótica fruta, para los ingleses claro, mientras las hachas hablan de la antigüedad de la familia Tanqueray que participó en la tercera cruzada. Lo cierto es que con lo poco que se sabe de Charles Tanqueray y de su hijo, quienes no fueron afectos a la vida pública todo es una mera especulación.

Actualmente el maestro destilador de Tanqueray aun utiliza la receta creada por Charles Tanqueray, escrita a mano y celosamente guardada por la empresa. Hoy tanto Gordon’s como Tanqueray son marcas propiedad de Diageo. Con más de tres millones de botellas vendidas al año Tanqueray es aún una de las ginebras más populares del mundo.

El último Tanqueray, John, se retiró de la empresa en 1989. John Tanqueray era tataranieto de Charles.

Acerca del autor: Armando Enríquez Vázquez (170 Posts)

Productor de Televisión desde 1986. Estudió cine en el CCC. Ha sido colaborador de diarios como El Economista, Punto y Aparte de Xalapa, Ver. Tiene cuatro libros publicados.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *