4 claves para convertir una marca en relevante

Alicia Barco, CEO de HUMAN BRANDING, líder en América Latina como BrandThinker en estrategia de marca y Branding 4.0, revela cuatro conceptos elementales para crear marcas relevantes.

Pensar en las personas; tener un propósito claro de marca sustentarlo e una estrategia corporativa interna; desarrollar contenido de valor en digital para conectar: y ser parte del cambio e invitar a unirse al mismo, las claves.

¿Qué hace a una marca relevante, cómo crearla, qué pasos seguir para ubicarla en la mente del consumidor? Alicia Barco, CBO de la firma HUMAN BRANDING PERÚ, líder en América Latina como BrandThinker en estrategia de marca y Branding 4.0, explica a continuación cuatro conceptos elementales para crear marcas relevantes.

Una marca relevante no es lo que hace, sino lo que hacer sentir desde el corazón de la corporación, hacia afuera en las plataformas digitales, en especial en esta era de la conectividad. Hablamos de inspirar a sus trabajadores, llegar a sus clientes con mensajes claves en redes sociales y crear impactos mentales fuertes a partir un liderazgo que busca diferenciar la marca. Actualmente, el marketing no puede estar solo enfocado en productos.

Competir por producto es abrir camino a guerras de precios. Las personas hoy no solo buscan productos, sino que valoran experiencias, mensajes emocionales y nuevas maneras de conectar con sus vidas, y más aún desde ese poderoso instrumento que es el dispositivo móvil.

Es así como la marca nace desde adentro del negocio, donde reputación, confianza y sustentabilidad es lo que engancha al consumidor, convirtiendo estos intangibles es los pilares de la marca ante los consumidores.

No vendemos productos, vendemos marcas que se construyen con la experiencia del cliente. Marcas que a través de sus acciones, no solo sean creíbles, sino que colaboren para solucionar los problemas reales de sus vidas, ciudades o países; o que contribuyan con su influencia, a darles mayor visibilidad, bienestar y felicidad. Marcas con posturas humanas, con propósitos claros, como si fueran personas. Que tengan compromiso social con el entorno, y de esta manera lideren en la vida de las personas.

4 principios para convertir una marca en relevante
1. Pensar en el consumidor como PERSONA
El consumidor tiene mucho que enseñarle a una marca, no es solo un comprador. En la era donde ser más humano se impone, la marca no puede ser ajena a lo que las personas piensan, sienten o desean. No puede quedar fuera de la vida de las personas. De este modo, la escucha debe ser activa, hacer suyas las aspiraciones, problemas o cuestionamientos de los consumidores. La marca se empapa de realidad, tornándose más humana, por ende, se expone de una manera más honesta y auténtica en todas sus acciones.

2. Tener un propósito claro de marca que se desprende de una estrategia
corporativa interna. No hablamos de un propósito de venta, es ir más allá. Hacer un esfuerzo por alinear la misión de la empresa con las necesidades no satisfechas de los consumidores y/o clientes potenciales. Dicho de otro modo, buscar la diferenciación en lo que se puede hacer de manera única por y para el consumidor. Por ejemplo, modificar o crear un nuevo producto para satisfacer una necesidad específica o generar una experiencia que dé solución a una problemática social que sea de interés para el consumidor.

3. Desarrollar contenido de valor para conectar
El consumidor es más activo que nunca y exige esa misma actividad en las marcas que consume. Reacción, actuación, conexión, son conceptos que están intrínsecamente ligados a la relevancia de marca. Reaccionar a los problemas que preocupan al consumidor de hoy ya no es suficiente. La marca tiene que dar una respuesta que actúe directamente en solucionarlos. Insisto, las marcas relevantes no conectan por lo que son, sino por cómo actúan. Deben hacerlo de manera auténtica, honesta y real. Pensando, sintiendo y actuando como lo haría una persona.

4. Ser parte del cambio e invitar a innovar con visión de marca
Las marcas deben participar de la vida de las personas -sus consumidores-, para ser valoradas, amadas y recordadas. Hablamos de que los consumidores de hoy exigen que las marcas actúen. Sin embargo, algunas problemáticas pueden demandar la participación de más de un agente de cambio para hallar la solución. En estos casos, las marcas relevantes buscan las alianzas estratégicas tanto con los propios consumidores como con otras marcas u organizaciones. Es así como la marca lidera el cambio e invita a sumarse a quienes también pueden impactar positivamente en el mismo.

La clave del éxito del marketing en la actual era de la conectividad radica en una nueva concepción del Branding, en donde a partir de la creación de marcas más humanas desde adentro del corazón del negocio, se conecte con el lado emocional del consumidor. La marca es una construcción social. La MARCA es una PERSONA, que conecta con más PERSONAS. Encaminar nuestra visión como mercadólogos hacia lo que llamamos HUMAN BRANDING, tema en el que iremos profundizando.

Acerca del autor: Columnista invitado (15 Posts)


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *