Mirreyes vs Godínez en las Relaciones Públicas

Por Diana Alarcón Elizondo
Twitter: @dianapat23

Señores lectores, ustedes mejor que nadie saben que el eje principal de esta su columna favorita es el tema de las Relaciones Públicas. Últimamente en las películas y en las series se abordan temas que nos funcionan de maravilla para comentarlo justamente aquí, en su espacio favorito.

Fíjense que este viernes pasado se estrenó la película mexicana Mirreyes Contra Godínez en muchas salas de cine. Aquí como su pi-ar de pronto es medio picuda, fui a la premier un par de días antes a Cinépolis de Oasis Coyoacán, al sur de la CDMX. Los de Videocine se aventaron una producción de campeonato, una alfombra roja en la que además de desfilar todo el elenco de la cinta, podías ver a prácticamente toda la escena artística y musical de este país.

El título habla por sí solo, en donde se usan dos estereotipos, los Mirreyes hijos de papi, esos que de pronto trabajan, que hacen home office junto a su café latte con leche de coco, o que tal vez no han decidido qué hacer con sus vidas. Por otro lado los Godínez, los que diario se levantan temprano, van a sus trabajos y su problema es a veces solo lidiar con la engrapadora, esperar la quincena para pagar la tanda, ver quién va a arreglar el microondas descompuesto, salir a comer pozole los viernes con el compañero de cubículo porque fue su cumpleaños y partieron el pastel, en el que todos cooperaron para ir a comprarlo.

La película que es una comedia ligerita aborda ese complejo por parte de ambos grupos, esa especie de anecdotario parecido al que vivimos ahora entre “fifís” y chairos”. Cada equipo cuenta con personalidades distintas y que nos hace identificarlos seguramente con nuestros compañeros de trabajo y eso es lo que los hace tener grandes ideas y sobretodo, complementarse para crear enormes y exitosos proyectos. Ambas partes siempre tienen algo de malo, pero también algo de bueno (la guerra por la rebanada de pastel más grande, el mejor cubículo o los post-its rositas siempre va a existir), incluso al vez ni cuenta se han dado que tienen muchos rasgos parecidos y que a lo mejor por temor a que los juzguen, no sacan su verdadero “yo” al mundo exterior.

Para el tema que nos compete, en la cinta además de darnos el mensaje de unión laboral (y claro, de química personal), vemos aún que muchas compañías familiares todavía no se deciden a evolucionar, y que muchas veces los factores externos las obligan a hacerlo. Como dirían por ahí: “zapatero a tus zapatos”, ¿por qué vemos al gerente administrativo queriendo inventar el calzado que llegará a revolucionar el mundo y queriendo hacerla de marketero? Eso es lo que pasa en la realidad, muchas empresas no han delineado y descrito sus puestos. Obviamente de Relaciones Públicas mejor ni hablamos, ¿quién va a hablar de la historia de ese zapato y posicionarlo?, ¿quién?

Otro tema importante que se aborda en Mirreyes contra Godínez es el rol de las mujeres, donde vemos el caso de Michelle (Regina Blandón, por cierto salúdame a tu papáaaaaaa), una chava fresa, profesionista y siempre con la firme inquietud de trabajar y de explotar su creatividad, pero su papá nunca la dejó porque “no tenía que preocuparse de nada y estar en su casa”.

La cereza del pastel de esta cinta es la participación de actores como César Bono (el Godín mayor) y de Roberto Palazuelos haciéndola de Roberto Palazuelos, o sea de mirrey naturalito.

Y como el product placement en las pelis está muy de moda, no podía faltar el patrocinio de algunas de ellas en esta ocasión. Antes de esto, no puedo dejar también de comentarles que ahora que salieron las nominaciones a los premios Oscar 2019 y que muchos de ustedes saben, la película Roma ha recibido 10 de ellas, incluyendo a mejor actriz de reparto y a mejor actriz, muchos se preguntaron que si no habría un premio especial para el Borras (el perro de la cinta), y no tardos y perezosos los de la marca de alimento para mascotas Pedigree se han trepado al tren del mame mandando una carta a los miembros de la Academia de Artes Cinematográficas para solicitarlo. Pegue o no, es una estrategia de la marca para llamar la atención. En Mirreyes vs Godínez vemos principalmente el de Tupperware, los “tuppers”, una palabra tan bien acogida en el mundo, es la herramienta gastronómica transportadora favorita de los Godinez, y de los no tanto, bien por ellos, tenía que ser así.

¡Nos leemos en la próxima columna si Dios, la inspiración, la pasión por el cine (hay que aprovechar para que no nos agarren de bajada cuando se comenten los Oscares el 23 de febrero, pero sobretodo si mi editor, que también tiene algo de cinéfilo me lo permiten!

Acerca del autor: Diana Alarcón (305 Posts)

Diana Alarcón Elizondo es especialista en el manejo de las Relaciones Públicas. Desde hace 20 años se ha dedicado en llevar a cabo estrategias para el posicionamiento y prestigio de diversas marcas de consumo, tecnología, lujo, estilo de vida entre otras.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *