Los Danzantes: la historia de éxito de su marca de mezcal

Por Armando Enríquez V.
Twitter: @cernicalo

De ser una bebida despreciada, el mezcal se ha convertido en una de los licores nacionales de moda y se exporta gracias a empresarios como Gustavo Muñoz y la marca que creó: Los Danzantes.

A diferencia del tequila que sólo puede ser producido en la región de Jalisco, la denominación de origen del mezcal incluye 9 estados: Oaxaca, Guerrero, Puebla, Michoacán, Zacatecas, San Luis Potosí, Tamaulipas, Guanajuato y Durango. Probablemente la mayoría de los mexicanos y sobre todo en la Ciudad de México identificamos el Mezcal únicamente con Oaxaca. Para producir Tequila solo se puede utilizar el Agave tequilana weber. Para producir el mezcal existen más de 150 especies diferentes de agave. Entre las especies más utilizadas están el agave espadín Agave angustifolia, Agave americana conocido como agave sierrudo, Agave durangesis, Agave cupreata, Agave convallis, Agave karwinskii.

Durante muchos años el mezcal se consideró una bebida popular indigna de pretensiosas cantinas de las clases media y alta del país. Esto ha cambiado en las últimas décadas, tal vez como consecuencia, por un lado, del aumento en la moda de beber tequila y por extensión la búsqueda de más bebidas nacionales, y por otro al aumento del precio del tequila y que se le da prioridad a la exportación del mismo.

Los Danzantes no sólo es una de las marcas más reconocidas actualmente de mezcal, es también un restaurante en el centro de Coyoacán en la Ciudad de México que fue el origen de todo. Los fundadores son Gustavo y su hermano gemelo Jaime Muñoz. La idea detrás del restaurante era promocionar no sólo la gastronomía nacional, si no bebidas alcohólicas propias del país, en un principio se trataba de vino nacional, pero entre algún problema con su proveedor y la reticencia de los comensales por el vino nacional, Gustavo optó en un principio por tequila, pero en un viaje a Oaxaca descubrió el mezcal, al enamorarse de la bebida tomó la decisión, en ese momento arriesgada, de apostar por la promoción de una bebida que era despreciada, más que el vino nacional.

Para controlar la calidad y producción del mezcal que servían en su restaurante, en 1997, los Muñoz compraron un palenque abandonado en el pueblo de Santiago Matatlán. Un palenque es el lugar donde se lleva a cabo la molienda, cocción, fermentación, destilado y almacenamiento del mezcal.

A partir de ese momento el compromiso de Gustavo y su hermano, no solamente fue con los consumidores de su mezcal, si no con toda la comunidad y un grupo de productores de la bebida en la región de los Valles Centrales de Oaxaca. En 1999 surgió el proyecto Alipús con ese objetivo y que hasta la fecha se mantiene, conformado por 9 productores artesanales de la bebida. Alipús como en el caso de Los Danzantes, tiene un restaurante que ellos definen como una Mezcaloantojería, un lugar que ofrece además de mezcal y cocteles con mezcal, antojitos oaxaqueños en pleno centro de la alcaldía Tlalpan en la Ciudad de México.

A lo largo de 23 años, Los Danzantes ha logrado posicionar el consumo del mezcal no sólo a nivel nacional, actualmente la marca en sus tres versiones; joven, reposado y añejo, se vende en Estados Unidos, Canadá, Australia, Francia, Italia, España, Colombia, Perú, Suiza, Dinamarca entre otros países. El grupo tiene otros dos restaurantes, uno en Oaxaca también llamado Los Danzantes, y otro en Coyoacán llamado Corazón de maguey.

El logotipo de Los Danzantes está formado por tres máscaras indígenas. De acuerdo con Gustavo el nombre y el logo están tomados de la danza conchera que sincretiza las raíces prehispánicas y las impuestas por los españoles, fusión y orgullo de lo que somos y que afortunadamente gracias a personas como Gustavo han hecho que revaloricemos lo nuestro. Desde mi punto de vista es lo que significa México y que muchas personas quieren partir en dos partes que ayudan a discursos de odio, porque la realidad es que ningún mexicano puede separar estos dos elementos sin deshacer el significado de México.

El éxito de una marca de bebidas alcohólica está relacionado en gran parte con el encargado de crear la bebida con la mezcla que le otorgue su sabor distintivo, en el caso de Los Danzantes. Esta responsabilidad recae en una mujer; Karina Abad, maestra mezcalera de la marca y jefa de producción, una de las personas que más sabe sobre la bebida actualmente en el mundo. Química de formación, certificada por el Consejo Regulador del Mezcal, se convirtió en su momento en la primera mujer certificadora de Mezcal.

En 2014, Grupo Los Danzantes junto con el Centro de Investigación Científica de Yucatán y la Universidad Autónoma Chapingo creó Proyecto Maguey, dedicado a descubrir las especies menos fértiles y cómo desarrollar programas para su reproducción que eviten la extinción de especies de maguey.

Acerca del autor: Armando Enríquez Vázquez (232 Posts)

Productor de Televisión desde 1986. Estudió cine en el CCC. Ha sido colaborador de diarios como El Economista, Punto y Aparte de Xalapa, Ver. Tiene cuatro libros publicados.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *